jueves, 7 de abril de 2016

Pío

Los pájaros parecen vivir plenos en la ciudad . Qué tan bien se los ve volar, esquivando rascacielos, picoteando en las plazas, apareándose en fontanas, trazando atajos en el viento para encontrarse. Observando compasivos el sórdido paisaje que no los involucra. Están agradecidos. 
¿A dónde se alquilarán alas? Para jugar un rato y retratar el mundo desde la contemplación solemne que brinda la perspectiva de estar más allá.
De ser cierta la reencarnación, que el crédito karmático me alcance, en la próxima vuelta, para vivir en un gorrión

2 comentarios:

  1. A veces nos gustaría ser como pájaros que vuelan por encima de todo sin problemas, sintiendo en su cuerpo esa libertad.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Los pájaros son libres ¿Lo son? no todo es como pensamos

    ResponderEliminar